Síguenos en las redes sociales

Plaza Real de Bruselas

La Plaza Real o Place Royale es uno de los espacios urbanos de la capital belga que rezuma elegancia por sus cuatro costados. Una atmósfera que se basa en los edificios de corte neoclásico que se levantan aquí: el Palacio Real, el Parlamento de Bélgica y el Palacio de Justicia.

Una plaza monumental

La urbanización de esta plaza data de finales del siglo XVIII. Y toda ella aparece dominada por la estatua central en la que vemos a Godofredo de Buillón montado a caballo. Situarse al lado de este monumento permite visualizar las diferentes perspectivas urbanas que otorga esta plaza.

De este modo, hacia la derecha la vista se dirige hacia la rue Régence, donde se alza el portentoso volumen del Palacio de Justicia. Mientras que a la izquierda, en dirección hacia la rue Royale la vista se relaja disfrutando del verdor del Parc de Bruxelles, unos jardines reales diseñados también en las últimas décadas del siglo XVIII.

Justo enfrente, rodeado por las fachadas de palacios, se distingue el atrio de la iglesia de Saint Jacques sur Coudenberg. Y respecto a esos palacios que se ven, la gran mayoría han variado su función en la actualidad.

Por ejemplo, el Palacio de Carlos de Lorena, en nuestros días acoge en su zona más baja el Museo de Arte Moderno. Al igual que el Palace Bellevue, también reconvertido en museo, en cuyas salas se recorre la historia belga. La visita a este museo Belvue además permite el acceso a las excavaciones arqueológicas realizadas en la plaza, las cuales han aportado materiales que se remontan hasta el siglo XI.

La visita a esos restos históricos hace consciente al viajero que no todo en la Place Royale es la suntuosidad del arte neoclásico y de la realeza. Se pueden descubrir elementos anteriores y también posteriores, como el Palacio de Meaux Arts construido en 1928 por el insigne arquitecto modernista Víctor Horta.

El Palacio Real

Pero si hay un edificio que llama la atención sobre el resto, desde luego que no podía ser otro que el Palacio Real, que es la residencia oficial del monarca belga, lo que no quiere decir que siempre se encuentre ahí. De hecho, en los últimos tiempos prefiere vivir más en el Chateau Royale de la cercana población de Laeken, al norte de Bruselas. Esto es una ventaja para los turistas, porque así el Palacio Real de Bruselas es en parte visitable.

Y dentro de todo el repertorio arquitectónico de la Plaza Real también merece la pena mencionar el Palais de la Nation o Parlamento belga. En definitiva, esta plaza sin llegar a poseer el encanto de la Grand Place, lo cierto es que es uno de los lugares más monumentales de toda la ciudad.

Dirección: Place Royale, Bruselas

Autobús:

  • Lineas con parada en las proximidades de la Plaza Real de Bruselas: 27, 38, 71, 95, N04, N05, N11

Metro:

  • Parc: 1, 5
  • Gare Centrale: 1, 5

Tranvía:

  • Royale: 92, 93
  • Palais: 92, 93

Escrito por Armando Cerra

Quizás te interese

Post navigation

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acepto la Política de Privacidad

¡Síguenos y ayúdanos a crecer!

Si te ha gustado la entrada no dudes en seguirnos, así nos ayudaras a crecer y podremos ofrecerte más contenido de calidad