Síguenos en las redes sociales

El alojamiento en Atenas

Por en Atenas No Comments

El modo más habitual de alojarse en Atenas es recurriendo a los servicios de un hotel. No es el único modo, ya que también es posible recurrir a la posibilidad de alojarse en casas particulares, un medio muy habitual que usan especialmente la población griega. No obstante, para hacerlo de este modo, lo ideal es acudir in situ a las oficinas de información turística y a las agencias de viajes, ya que lógicamente en torno a esta práctica de alojamiento siempre puede haber algún tipo de engaño y estafa, y por lo tanto es preferible recurrir a lo más oficial, aunque pueda ser un poco menos económico.

Por otra parte, para los viajeros más mochileros, también en Atenas se pueden encontrar albergues o hostel en los que se comparten los baños, y a veces las habitaciones, con la enorme ventaja de que su precio es reducido. Y por último, para quién piense viajar a Atenas y dormir en un camping que lo vaya desechando. Dado el gran tamaño de la metrópoli, ningún camping se encuentra excesivamente próximo a la ciudad, aunque si hay aproximadamente un centenar de campings repartidos por la Península del Peloponeso, donde se ubica Atenas.

Categorías de los hoteles

Los hoteles en Atenas, y en toda Grecia, se clasifican en diferentes categorías: Lujo, A, B, C, D y E. En cuanto a la primera categoría, la de lujo, su denominación ya lo dice todo. Se trata de hoteles con habitaciones o suites espaciosas y con todo tipo de servicios para el confort de los clientes. En ellos suele haber restaurantes de alto standing, e incluso sus propias galerías comerciales. Y lógicamente es el tipo de alojamiento más caro en la ciudad.

Los hoteles con la categoría A, siendo más económicos que los anteriores, también cuentan con buenas habitaciones y condiciones muy confortables para los usuarios. De hecho es habitual que tengan su propia piscina. Sin embargo, lo más habitual y la mejor relación entre la calidad y el precio de la estancia se suelen encontrar en los hoteles de categoría B. En ellos las habitaciones es muy posible que estén climatizadas, por supuesto tienen su propio baño, y generalmente el hotel cuenta con su propio comedor y su cafetería.

Y por último, quedan las categorías más económicas. De las cuales, los de la categoría C suelen ser de carácter muy modesto pero con baños propios en las habitaciones. Mientras que los alojamientos de categoría D y E, son establecimientos en los que no suele haber ningún tipo de comodidad y los baños son compartidos.

En definitiva, hay diferentes posibilidades para cada bolsillo, pero eso sí, Atenas es una meca turística, y por lo tanto cara para el visitante. De hecho sus precios suelen ser inaccesibles para los propios griegos, por lo que es importante estudiar bien las diferentes ofertas para salir satisfecho de la estancia en la capital griega.

photo credit: garybembridge via photopin cc
Escrito por Armando Cerra

Quizás te interese

Post navigation

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acepto la Política de Privacidad

¡Síguenos y ayúdanos a crecer!

Si te ha gustado la entrada no dudes en seguirnos, así nos ayudaras a crecer y podremos ofrecerte más contenido de calidad