Síguenos en las redes sociales

Ver amanecer en Piazzale Michelangelo

Por en Florencia No Comments

Piazzale Michelangelo es un lugar de visita obligada en Florencia, y de hecho la práctica totalidad de turistas que hacen tours guiados por la ciudad llegan hasta este punto llano de la colina que rodea la ciudad. E incluso la mayoría de autocares de los viajes organizados dejan allí a sus ocupantes para que contemplen una amplia panorámica del casco histórico y los barrios florentinos.

Por esa razón es un lugar siempre abarrotado de gente a lo largo de todo el día. No obstante, la experiencia bien merece tanta compañía. Aunque para quién tenga oportunidad de pasar varias noches en Florencia, no le importe madrugar y no sea muy amigo de las aglomeraciones, una buena recomendación es salir de buena mañana del alojamiento y encaminarse hacia Piazzale Michelangelo. Lo ideal es hacerlo caminando, y de paso recorrer las vías del núcleo histórico sin tanta gente, para después subir las escaleras entre arbolado que llevan a esta explanada.

El esfuerzo, que no es tanto, compensará. Desde ahí arriba queda a nuestros pies toda la ciudad, y con la luz de las primeras horas de la mañana los efectos lumínicos sobre los tejados, cúpulas y torreones de la ciudad son de lo más sugerente.

Un juego entretenido es reconocer desde la lejanía los diferentes monumentos, todos ellos dominados por el volumen grandioso del Cupulone del Duomo, secundada por la cúpula de color rojo que alberga la Sala de los Príncipes en las Capillas Mediceas. Pero también destacan las torres esbeltas del Campanile de Giotto, la alta torre de la Signoria en el Palacio Vecchio y la más modesta del Museo Barghello.

También se puede apreciar la trama urbana de estrechas calles que desembocan en amplios espacios urbanos como la plaza que hay ante la iglesia de la Santa Croce que muestra toda su techumbre rústica.

Más próximo, y justo al pie de la colina se ve el trazado sinuoso del río Arno, atravesado por varios puentes, el de la Trinitá, el de las Gracias y sobre todo el Ponte Vecchio. Y se puede ver como este puente se continúa con el Corredor Vasariano a orillas del río hasta llegar monumental a la Galería de los Uffizi.

En definitiva, si se han pasado unos días en Florencia y se han recorrido caminando sus calles entre palacios, iglesias y museos, el complemento ideal y quizás una buena despedida de la ciudad, es subir temprano a Piazzale Michelangelo y contemplar desde ahí la magia de la ciudad.

Dirección: Piazzale Michelangelo, Florencia

Autobús:

  • Las siguientes lineas tienen parada en las inmediaciones de la Piazzale Michelangelo: 12, 13

photo credit: Andreas Hartmann via photopin cc

Escrito por Armando Cerra

Quizás te interese

Post navigation

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acepto la Política de Privacidad

¡Síguenos y ayúdanos a crecer!

Si te ha gustado la entrada no dudes en seguirnos, así nos ayudaras a crecer y podremos ofrecerte más contenido de calidad