Síguenos en las redes sociales

Palacio Nacional de Barcelona

El Palacio Nacional de Barcelona está ubicado en uno de los parajes más especiales de Barcelona, la montaña de Montjuic. Como muchos de los edificios de la zona fue construido debido a la Exposición Internacional de 1929 que se celebró en la ciudad condal. Desde 1934 aloja en sus instalaciones al Museo Nacional de Arte de Cataluña.

El edificio del Museo

El inmueble fue uno de los principales que albergaron la Exposición y fue obra de los arquitectos Eugenio Cendoya y Enric Catá. La superficie es de 32.000 m2. El estilo del mismo es clásico y está inspirado en el renacimiento español,  dispone  de una planta rectangular con dos cuerpos laterales junto a otro posterior cuadrado que alberga una gran cúpula elíptica en la parte central.

En la escalinata del Palacio se colocaron nueve proyectores, que actualmente siguen estando presentes, y que emiten unos intensos rayos de luz. Este fenómeno recibe el nombre de la ciudad en el cielo. La inauguración se realizó en el Salón Oval y fue presidida por el rey Alfonso XIII y la reina Victoria Eugenia.

La decoración interior

El estilo de los artistas que participaron en estas obras era claramente novecentismo, propio de la corriente que dominaba la época en Cataluña. Tan solo contaron tres meses para la realización de los trabajos por lo que se centraron en la cúpula principal, las menores, el salón del Trono, el Gran Salón y la Sala de Té.

El Gran Salón  fue ideado para la realización de grandes acontecimientos debido a su amplio tamaño, albergó la ceremonia inaugural de la Exposición hasta conciertos, bailes de gala, congresos… Tiene un espacio de 2.300 m2 y cuenta con una grada capaz de albergar a unas 1.300 personas. En cuanto a su decoración, su pintura es sencilla. Tiene ligeros adornos vegetales y cenefas, además de 56 pequeños escudos que representan a las 50 provincias en que se dividía España en el año 1929 y los otros seis a instrumentos musicales ya que están ubicados en la parte del órgano.

La Sala de Té o restaurante, que está formada ahora por la biblioteca, cuenta tres de los siete plafones con la forma de lunetas que realizó el artista Joan Colom i Agustí. Las cúpulas menores fueron pintadas con ornamentos vegetales y grotescos que fue ejecutada por la casa A. Tolosa.

El Salón del Trono, se decoró con materiales más nobles. Las paredes están revestidas con mármoles de colores. Sobre el trono preside un retrato al óleo del rey Alfonsol XIII y que fue realizado por el pintor barcelonés Ricard Canals.

El Palacio Nacional de Barcelona ha tenido que ser intervenido en múltiples ocasiones, por ejemplo, durante la guerra civil la planta alta quedó inutilizada por los desperfectos en las cubiertas. En 1960 se rehabilitó con motivo de la exposición  “El arte románico”.

Consejos prácticos

El transporte para llegar hasta el Palacio Nacional de Barcelona es variado. Se puede hacer a través del metro con las líneas 1 y3  con parada en la Plaza de España; en autobús regular con el número 55 o con el bus turístico ambos con parada en el Museo Nacional de Arte de Cataluña.

Dirección: Palau Nacional, Parc de Montjuïc, s/n, Barcelona

Autobús:

  • Lineas con parada en la inmediaciones del MNAC: 9, 13, 27, 37, 50, 55, 65, 79, 109, 125, 150, 165, D20, H12, V7

Metro:

  • Plaza de España: L1, L3, L8

photo credit: Juanedc via photopin cc
Escrito por Lidia Roselló

Quizás te interese

Post navigation

Tags: ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acepto la Política de Privacidad

¡Síguenos y ayúdanos a crecer!

Si te ha gustado la entrada no dudes en seguirnos, así nos ayudaras a crecer y podremos ofrecerte más contenido de calidad